Estos son los motivos por los que dejas de hacer ejercicio

Ya comenzó mayo y tenemos más claro que nunca que si uno de tus propósitos de año nuevo fue mejorar tu estado físico, es común que de repente sientas que ya no puedas más o que quizá es momento de tirar la toalla, pero no desistas, hay manera de evitarlo.

Si eres de los que siempre comienzan el año bien motivados pero que apenas unos meses después ya no quieres ni hacer el menor esfuerzo, nosotros te podemos ayudar a contrarestarlo.

Se acabo la motivación

Uno de los mas comunes y es que realmente, después de dejar muchas cosas de lado para mantener tu rutina de ejercicios o simplemente sacrificar la comida que te gusta por mantener una dieta sana, puede llegar a ser cansado.

La solución más fácil será, que te pongas aspiraciones más pequeñas o no te exijas tanto y es valido que te des una recompensa de vez en cuando, recuerda que es tu esfuerzo y también tu lo puedes reconocer.

Empiezas muchas veces y lo terminas abandonando

Aquí el problema es que un hábito requiere tiempo para convertirse en una rutina. Y todavía empeora más cuando lo planteas como una obligación.

¿Porqué no intentas ir haciendo cambios graduales?, que no sean tan agresivos con tus obligaciones diarias y que puedas hacer poco a poco.

No puedes pagar un gimnasio

A veces la economía personal no te permite hacer un gasto extra o quizá deja de ser lo que esperabas, pero no te preocupes, siempre hay manera de solucionarlo, la cosa es que no te quedes sin hacer nada.

Podrías salir a correr o caminar, bajar una aplicación de deporte que te ayude a hacerlo desde casa, las opciones son muchas, solo falta que lo intentes.

No ves cambios en tu cuerpo.

Comenzar a ver cambios en tu cuerpo puede tomar su tiempo y si no tienes la disciplina que se necesita puede que estos cambios tarden más en notarse.

Tienes que entender que tu cuerpo necesita tiempo para adaptarse y comenzar a cambiar, pero esto no pasará de la noche a la mañana y menos si tus hábitos van de mal en peor.

Sin tiempo

Hay personas que piensan que para hacer ejercicio necesitas por lo menos dos horas para  que realmente valga la pena. Contrario a este pensamiento, no necesitas rutinas tan grandes para ver resultados y llevar una vida saludable.

En internet existen cientos de rutinas que toman 15 minutos con las que podrás aprovechar esos minutos de tiempo muerto entre una y otra actividad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *